miércoles, 30 de mayo de 2018

Xerea dress

Había visto montones de versiones de este vestido por la red. Pero claro, no es lo mismo cómo le queda a alguien una talla 38, que un vestido para mi, pero después de ver lo bien que quedaba fuese la talla que fuese, me decidí a probar.
 
Como os dije en la entrada anterior, cuando fui a Ratucos, cogí 4 metros de la tela estampada, porque me gustó tanto, que tenía pensado hacer algo para las 3, aunque en su momento no sabía el modelo concreto.
 
Es un vestido cómodo y rápido de hacer. No hace falta poner cremallera ni cierre de ningún tipo, por lo que agiliza mucho la costura y además tiene bolsillos, vamos, que no me puede gustar más. Es el Xerea Dress de Pauline Alice y lo tengo en papel, pero no recuerdo dónde lo compré (que raro en mi no?)






No recuerdo que me diese ninguna complicación en particular, y ahora que  ya tengo el patrón sacado con la talla correcta, me coseré otro en cuanto pueda, porque como he dicho por ahí... las tres lo hemos puesto bastante este invierno, pero es que yo me lo he puesto alguna vez yo sola, así que le he dado mucho uso y lo mejor de todo, es que sigue intacto, estas telas son geniales, y no han perdido color.
Me voy a Mimi, creo que es la primera vez que participo en el Club de las malas costureras.

Espero que os haya gustado. Gracias por leerme y estar ahí. Un bikiño enorme

martes, 22 de mayo de 2018

conjuntadas

Creo que estos vestidos son los primeros que hice para invierno, allá por principios de Octubre cuando el tiempo estaba tan bueno, y casi no apetecía ponerse esta manga. Hice las fotos el mismo día del estreno, pero al final como siempre, deprisa y corriendo, antes de comer para que las niñas no se manchasen.
Como ya he dicho, me gusta llevarlas combinadas, pero no iguales.
En este caso los dos  vestidos están sacados de la revista Espejito Espejito, pero diferentes patrones. La revista es la número 23 de otoño- invierno, y los modelos, son el 4 y el 31 respectivamente.
 
Ay! lata que me dio el cruce... no es ni medio normal, vaya quebradero de cabeza me dio, y a día de hoy aún no sé si lo cosí bien, porque no sabía cómo hacerlo, con el forro y después coserle la falda y la falda del forro. Parece un trabalenguas, pero así me sentía yo al intentar hacerlo. Yo no sé cuántas veces leí las instrucciones, pero como si me hablasen en chino, así que al final opté por hacerlo como me dio la gana, tal cual.
Con el de la mayor, lo que hice fue quitarle el cuello, porque aunque el modelo es de la revista, el patrón fue mío, puesto que ya no le sirven los patrones que vienen dentro., así que... las tablas delanteras las fui haciendo hasta que llegaron a la medida del delantero, sé que es poco ortodoxo, pero os lo cuento tal cual. Intenté hacer las cuentas para que me saliesen las medidas, pero una de las veces me lié y la otra no me salía y al final... decidí hacerlo como siempre (casi siempre), a mi bola...
 
Las tablas son algo que se me resisten y la verdad es que me dan mucho respeto, porque como te equivoques y  no te queden iguales, no quedan bien. Aquí lo único que hice fue coger un rectángulo de tela y dibujar líneas equidistante a 1.5 cm, y después fui doblando y cosiendo.
Yo creo que el resultado es bonito, y es que la tela es muy bonita. La compré en una de mis múltiples visitas a Ratucos, y de la estampada cogí como unos 4 metros, porque me encantó incluso antes de ir a la tienda, que había estado viendo las telas de invierno en su aplicación de móvil. Tanto la estampada como la verde de contraste, son viyelas, y son muy gustosas y calentitas, este invierno hemos ido conjuntadas las 3 bastantes veces. Si, si, las tres! En la siguiente entrada os enseño el mío.
 
Los madroños triples en color camel, creo que hacen un contraste muy chulo con la tela verde. Quería ponerle en las mangas, pero lo acabé antes de llegar a poder usarlo. Me gusta mucho como queda, y no recuerdo dónde lo compré.
Creo que no me olvido de nada. Mil gracias por estar ahí. Un bikiño enorme

martes, 15 de mayo de 2018

Falda Rose para Uxía

Ya os había avisado de esta entrada y dicen que más vale tarde que nunca, porque ya lleva el conjunto cosido unos meses y os lo enseño ahora, antes de que llegue el verano y que ya no me apetezca ni postear las prendas de invierno.
 
Le cosí a Ángela el último patrón (en aquel momento) que había sacado en su momento Mamacosesola. Se trataba de la falda Rose, una falda de talle alto con tirantes, tablas interiores y cintura ajustada. Fui téster de éste patrón y con el rango de tallas, sólo pude hacérsela a la peque, pero el caso fue que a Uxía le encantó y quería una igual, así que... después de volverme un poco loca y haciendo un poco de tetris para que me cogiera en el trozo de tela que tenía, creo que el resultado es bastante aceptable.
 
Lo importante es que ella quedó muy contenta, y este invierno se lo han puesto bastantes veces. Las dos dicen que son muy cómodas (lo único incómodo son los pantys)
Cuando compré la tela de las faldas en Ratucos, también compré esta viyela tan chula para hacerle algo a juego. Mi primera intención fue coser unos shorts, pero como podéis comprobar... nada más lejos de la realidad, y aún así, me vino genial la combinación, sobre todo, porque en camisas de invierno, tengo muy pocas cosas.
 
Cosí la blusa Mole, también de Mamacosesola. Es una blusa que he cosido un par de veces ya y que me encanta, así que repetí patrón y esta vez para las dos. Le combiné el cuello con plumeti blanco y un bies que hice con la misma tela y conjunto listo.

 La peque ya tenía la falda más que estrenada, y aún así, le hice las fotos con la hermana para que vieseis las faldas y las blusas a la vez, creo que es de las pocas veces que las veis vestidas exactamente iguales porque como he dicho alguna vez, me gusta que vayan combinadas pero no iguales aunque ellas están encantadas y les da igual ir las dos vestidas con la misma ropa.
 Nos costó bastante sacar las fotos, porque en Galicia la lluvia ha sido bastante constante este invierno, y un día que salió el sol, hacía un frío tremento, y la verdad es que fueron a prisa y corriendo porque estaban encogidas. Tengo que agenciarme una pared blanca en casa para poder hacer las fotos sin tener que andar buscando sitios para las fotos y siendo cerca a poder ser, para que no le de tiempo a la ropa a arrugarse cuando vamos en el coche...

 
Gracias a todas las que me leeis! Sé que igual no cuento nada nuevo ni interesante, este blog nació para poder plasmar todas mis costuras y que mis hijas cuando sean mayores puedan ver lo que les cosí, y seguramente recordarán muchas cosas. Si con todo esto, puedo ayudar en algo a alguien que me lea, bien mostrando diferentes combinaciones, o diferentes patrones, pues bienvenido sea. Reconozco que es un trabajazo, pero a raíz del blog, también tengo muchas más fotos y mejores, porque te obliga a buscar sitios, con luz... pero me gusta, aunque a veces me cueste y me de pereza. Me gusta mucho leer vuestros comentarios (y no hace falta que todos sean alabanzas, las críticas también son bienvenidas) así que a la que le apetezca dejar uno genial, y si sólo quiere pasarse y leer, perfecto también. He conocido a mucha gente con los blogs, gente estupenda, y con eso me quedo.
 
Lo dicho, gracias por estar ahí, por vuestros comentarios y por perder un ratito de vuestro tiempo en leerlo.
 
Un bikiño enorme